Elige tu provincia:

INNOTUTOR

3. VIGILANCIA- Vigilancia tecnológica y competitiva

Anterior

3.1. Vigilancia tecnológica y competitiva: ¿Qué es? Conceptos básicos

Siguiente

Las empresas pueden verse sorprendidas en cualquier momento por la aparición de nuevos productos, tecnologías, competidores o cambios en los hábitos de los clientes, que pueden amenazar seriamente su futuro.

La historia de la industria está llena de ejemplos de empresas, e incluso de sectores completos, que desaparecieron ante la súbita aparición de una nueva tecnología.

Por esa razón los empresarios deben estar alertas, no sólo para poder reaccionar con rapidez ante las amenazas que condicionan negativamente su futuro, sino también para aprovechar las nuevas oportunidades que emergen en cada momento.

Otro aspecto a tener en cuenta es la necesidad de que el empresario evite tratar de inventar lo que está ya inventado. El coste de la falta de información es muy alto. Se calcula que las empresas europeas pierden unos 20.000 millones de dólares al año por investigar innovaciones ya patentadas, lo que supone un enorme despilfarro de recursos que podrían haberse destinado a otros proyectos.

Como reconoce el experto en esta materia, PERE ESCORSA,

Es común de que hablen con clientes y proveedores, asistan a ferias de muestras, analicen los productos de la competencia y lean revistas técnicas, entre otras actividades incluidas en lo que hoy se denomina vigilancia "tradicional".

Sin embargo, el desafío de la vigilancia ha cambiado mucho respecto del pasado. Las innovaciones se producían en pocos países y la velocidad del progreso técnico era lenta. Hoy la situación es mucho más complicada: la información presenta un crecimiento exponencial y la irrupción de Internet no ha hecho más que agravar la sobrecarga de información.

ALFONS CORNELLA, de Infonomía, acuñó el término “intoxicación” para referirse a la saturación de información y ruido informativo que viven ahora los profesionales a la hora de gestionar la información que reciben para la toma de decisiones.

Por otra parte, se hace difícil detectar lo que está sucediendo, ya que buena parte de la información relevante circula a través de los llamados colegios invisibles, esto es, entre grupos de expertos, profesionales o académicos, de diferentes países que se comunican entre sí mediante, por ejemplo, el correo electrónico.

Asimismo, los costes de I+D han aumentado de tal modo que ninguna empresa puede pretender la autosuficiencia tecnológica, por lo que debe aumentar la atención a los desarrollos externos.

Muchas empresas están constatando que la mayoría de los problemas que aparecen en sus proyectos de innovación están ya resueltos, por lo que dedican cada vez más recursos a la vigilancia de las soluciones ya existentes.

Por las razones antes apuntadas, las empresas deben tomar medidas para garantizar que conocen y se mantienen informadas de los “movimientos” que se producen en su entorno, sobre todo en relación con los competidores y las innovaciones que afectan a su negocio.

LA VIGILANCIA COMO PARTE DE LA GESTIÓN DE LA I+D+i

La “vigilancia tecnológica” (VT) consiste en reconocer los principales acontecimientos tecnológicos del entorno y sobre todo, de los competidores, con el fin de detectar a tiempo OPORTUNIDADES y AMENAZAS para la empresa.

Para ello es necesario abordar las tareas siguientes:

1) Detección de indicios de potenciales innovaciones que puedan afectar la competitividad de la empresa.
2) Observación y reconocimiento sistemático de la actividad innovadora de los competidores.
3) Análisis de posibles cambios en el comportamiento de los clientes

En realidad, la VT es una combinación de pensamiento creativo, visión de experto y capacidad de imaginar escenarios alternativos.

En pocas palabras, consiste en captar información del exterior, seleccionar la que sea relevante para el negocio, difundirla en el seno de la organización a las personas que corresponda y utilizarla como instrumento para la toma de decisiones.

PRINCIPALES OBJETIVOS DE UN SISTEMA DE VIGILANCIA

* ANTICIPAR: Detectar oportunamente los cambios relevantes en el entorno de la empresa
* MINIMIZAR RIESGOS: Detectar amenazas para la empresa que provengan de nuevos productos, patentes, normativas, alianzas, etc. Tomar decisiones adecuadas al optar por una tecnología u otra
* COMPARARSE: Reconocer las puntos fuertes y debilidades frente a la competencia y las necesidades de los clientes.
* GENERAR IDEAS INNOVADORAS: Identificar oportunidades de mejora e ideas innovadoras en el mercado.
* COOPERAR: Detectar oportunidades de cooperación y buscar los socios más adecuados.